Término de Potencia, que es, ejemplos y precio.

Término de Potencia

Introducción

El término de potencia es el importe específico que puede pagarse por una potencia que se contrata. Es un indicador que puede mostrarte cuánto debes pagar por tus servicios eléctricos. Al entender este concepto no solo sabrás cuánto deberás pagar cada mes, sino que también te será más fácil aprender a ahorrar en tu factura de luz.

A continuación, veremos que es dicho término, cuál es su precio o cómo podemos calcularlo. También veremos si podemos bajarlo o subirlo en función de nuestras necesidades. Te explicamos en detalle en qué consiste este concepto para que no tengas ninguna duda a la hora de contratarlo.

¿Quieres ahorrar en tu factura de la luz?
En Raan adoptamos nuestras tarifas a tus necesidades
comercializadora de luz raan

¿Que es el término de potencia?

Es la capacidad eléctrica (kW) que has contratado previamente en tu servicio eléctrico, el cual tiene un coste. Es también llamado término fijo de luz, precio invariable según la capacidad que se elige al contratar el servicio. En tu factura de electricidad aparecerá con un importe fijo, establecido por tu elección del término. Este valor hace referencia a la medida de electricidad máxima que puedes usar al mismo tiempo.

Si contratas un término de capacidad baja tendrás que ajustarte usando pocos electrodomésticos a la vez. Si llegaras a pasarte del nivel máximo de potencia simultánea, saltará el diferencial cortando la electricidad.

Por el contrario, si tienes una mayor capacidad contratada podrás usar más dispositivos electrónicos simultáneamente. No obstante, si contratas mucha se te generará un mayor coste del término fijo de potencia en la factura mensual.

Recuerda que el importe a pagar por dicha potencia no está relacionado con el consumo sino con la cantidad contratada. La clave está en escoger un término de potencia recomendado que se ajuste a nuestras necesidades en el hogar.

Ejemplo de un término de potencia contratada

Supongamos que has contratado una medida de capacidad eléctrica máxima de 2,3 kW, es decir 2.300 vatios (W). En este caso no podrás conectar simultáneamente electrodomésticos que superen esa cantidad de consumo.

Algunos dispositivos, por lo general, permanecen encendidos al mismo tiempo como el frigorífico, las luces o la televisión. Supongamos que estos equipos consumen unos 500 W, pero además tienes un calefactor que consume 1.800 W. Ya estarías en el límite del término de energía.

Si encendieras cualquier otro equipo sobrepasarías tu capacidad. En este caso, el diferencial saltará ocasionando que se vaya la luz. Si esto te sucede con frecuencia es probable que necesites contratar una medida mayor de capacidad eléctrica.

Precio del término de potencia

El precio término de potencia puede variar en función de las tarifas de cada compañía eléctrica. Otro factor que incide en el precio es la cantidad de capacidad contratada. Cuanto más contrates, mayor será el precio.

Por eso es importante indagar sobre las tarifas que cada compañía ofrece y comparar a fin de escoger la más conveniente. Recuerda que una vez que contrates una capacidad en específico el importe a pagar será fijo.

¿Puedo subir o bajar el término que ya he contratado?

Por cuenta propia, el cliente no puede modificar este concepto, tampoco puede contratar la cifra exacta de capacidad que consume. El Ministerio ha dispuesto una tabla de potencias normalizadas para que escojas la que más se acerque a tus necesidades.

Si tus circunstancias cambian y decides subir o bajar la capacidad que habías contratado puedes solicitarlo a la compañía eléctrica. Esta iniciará los trámites contactando con la distribuidora. Algunos de los datos que se solicitan en estos casos son:

  • Nombre completo y DNI del titular del contrato.
  • Potencia eléctrica contratada actualmente.
  • Potencia eléctrica que desea contratar.
  • Código Universal del Punto de Suministro (CUPS).
  • Boletín Eléctrico.

¿Dónde ubicar esta medida contratada?

Si quieres saber el precio término potencia que actualmente pagas, basta que dispongas de una factura de tu compañía eléctrica. Busca en el resumen el concepto de potencia y enseguida verás el importe el cual debe ser fijo cada mes.

El desglose de este y otros importes en tu factura podrás analizarlos con detalle al reverso de la misma. Por lo general, a estos hay que anexarles los diferentes impuestos aplicados como el IVA.

 

¿Quieres ahorrar en tu factura de la luz?
En Raan adoptamos nuestras tarifas a tus necesidades
comercializadora de luz raan
Comparte
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest

O déjanos tu teléfono y te llamamos